Megan Rapinoe, capitana de Selección EE.UU.: “No voy a ir a la puta Casa Blanca”

La mediocampista fue enfática en señalar que por ningún motivo iría a ver a Donald Trump tras el mundial. Como era de esperarse, el Presidente le respondió por Twitter

“I’m not going to the fucking White House” (“Yo no voy a ir a la puta Casa Blanca”), fue lo que señaló rápidamente la futbolista estadounidense Megan Rapinoe al ser consultada si iría a ver al presidente luego del Mundial Femenino que se disputa en Francia.

La experimentada jugadora de 34 años, que es actualmente la capitana de la Selección de Estados Unidos, desde hace tiempo ha tomado una postura bastante crítica de su país, principalmente por el brutal racismo que existe.

De hecho, en el 2016, Rapinoe solidarizó con Colin Kaepernick, el jugador de fútbol americano que ponía una rodilla en tierra cada vez que sonaba el himno como protesta por la brutalidad policial contra los negros.

La futbolista imitó el gesto en los partidos que disputaba, hasta que fue obligada por la federación de fútbol a permanecer de pie con una nueva normativa que fue impuesta.

Son estas injusticias que ve al interior de su país, las que la han llevado a no entonar el himno de EE.UU. en los partidos y tampoco llevar su mano al corazón, como lo hacen todas sus compañeras de equipo. “No creo que vuelva a cantar el himno”, ha señalado.

“Supongo que por el hecho de ser mujer y homosexual, siento una mayor empatía respecto a las personas que no se encuentran en una posición dominante. A mí me pareció una obviedad. Cuando alguien se ahoga, ¿vas a ayudarle o te quedas en la orilla?”, señaló al medio El País.

Sobre su frase “Yo no voy a ir a la puta Casa Blanca”, de inmediato el Presidente Donald Trump le dedicó un mensaje en su Twitter:
“La jugadora de fútbol femenino, Megan Rapinoe, acaba de decir que ‘no irá a la p… Casa Blanca’ si ganan. Aparte de la NBA, (…) todas las ligas y equipos adoran venir. Soy un gran fanático del equipo estadounidense y del fútbol femenino, ¡pero Megan debería GANAR antes de HABLAR! ¡Termina el trabajo!”, dijo.

Deja un comentario